¿Ha disfrutado ya de un exquisito café Moca?

 

El café moca obtuvo su nombre del puerto de Moca, ciudad costera ubicada en el mar Rojo, en la costa de Yemen, que fue el lugar de mercado del café durante los siglos XV al XVII. Era una importante exportadora de café procedente en gran medida de Abisinia (región de Kaffa), especialmente a regiones de la península arábiga. Un café moca es una variante del café con leche. Como éste, suele llevar un tercio de expreso y dos tercios de leche vaporizada, pero se añade una parte de chocolate, normalmente en forma de jarabe de chocolate, si bien algunas máquinas usan chocolate en polvo instantáneo. Los mocas contienen chocolate negro o con leche.

Como el capuchino, el moca tiene la famosa espuma de leche encima, aunque a veces se sirve con crema de leche en su lugar. Suele espolvorearse con canela o cacao. También pueden añadirse malvaviscos encima para decorar y dar sabor.

Una variante es el café moca blanco, hecho con chocolate blanco en lugar de negro o con leche. Hay también variantes en las que se mezclan los dos jarabes, mezcla que se conoce con distintos nombres, incluyendo «moca blanco y negro», «moca moreno» y «cebra».

Aquí está la forma de preparar este delicioso café…

Ingredientes:

  • 1 café espresso recién hecho
  • Espuma de leche entera
  • Sirope de chocolate

Preparación:

En el fondo del vaso, ponemos un par de cucharadas de sirope de chocolate y dejamos que se asiente en el fondo antes de proceder a preparar el café que dejaremos caer sobre él.

El siguiente paso es preparar un buen café espresso con una cafetera express eléctrica. Incorporando el café al vaso, éste quedará por encima del chocolate, sin mezclarse.

Con el espumador de la cafetera, trabajamos la leche hasta conseguir una buena espuma, firme y espesa. Entonces añadimos una capa de espuma sobre el café, formando una tercera capa.

Ya solo falta la decoración del café. Con un poco más del sirope de chocolate, dibujamos una espiral sobre la espuma y servimos inmediatamente nuestro café moca terminado.

El café Moca se puede degustar removiendo y mezclando las capas, o tomando tragos en los que éstas se mezclen en la boca al inclinar el vaso. Una mezcla de sabores muy agradable que gustará a todos los amantes del chocolate.

Fuente: Mi Mundo Philips.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *